Friday, August 27, 2010

Argumentar no vale de nada

Hace tiempo que estoy convencido de la inutilidad de intentar la argumentación frente al vilipendio sistemático de Israel entre los Occidentales 'educados'. Tampoco creo en la utilidad de los medios de comunicación para cambiar las ideas preconcebidas dominantes 'específicamente' sobre Israel.

Creo y he defendido públicamente que lo útil es atacar directamente el neocomunismo (hoy con nombres y apariencias muy heterogéneos) que impregna el pensamiento de aquéllos.

No se trata de Israel, sino del marco ideológico general en que se ubican y se sienten cómodos no pocos de esos occidentales. Solo cambiando aquél cambiarán estos su percepción sobre Israel... y una vez más, en ello apenas contará lo que Israel haga o deje de hacer.



Los nuevos progres occidentales se han asentado en un nuevo paradigma que pasa por rechazar nuestras maneras de hacer las cosas desde la comunidad y acogerse y abogar por el dominio de unos loados -increíble pero cierto- decisores 'internacionales' y, mejor, si son 'no gubernamentales'.

Hoy leo un artículo Daniel Pipes, Inmananuel Kant vs Israel,  que, coincidiendo con lo anterior, cita a Yoram Harzony (de su artículo del pasado 14 de julio, Israel Through European Eyes, culto e interesantísimo, que puedes leer completo aquí), así:
"Responding to the vilification of Israel by offering corrective facts – about Israel's military morality or its medical breakthroughs – "won't have any real impact on the overall trajectory of Israel's standing among educated people in the West." Instead, the latest paradigm must be recognized and fought."
 Claro que luchar contra los paradigmas no es fácil, pues a nadie le gusta reconocer sus bobadas, y es algo que solo se logra cuando el cambio se produce poco a poco, inadvertidamente... y casi siempre más por agotamiento del anterior que atractivo del nuevo.

No obstante, Harzony propone algo (no sé si útil, como no sea para irnos entreteniendo):

  • building awareness of the new paradigm's existence, 
  • finding anomalies to invalidate it, and 
  • revitalizing the old paradigm by bringing it up to date
Post a Comment