Thursday, March 20, 2008

como csm...

me encuentro como carlos semprún maura dice encontrarse (lo leo en el suplemento Ideas de LD):
... solo, 'desierto y sin arena' y, en una palabra, aburrido de la política española; y, las cosas como son, de los españoles, un pueblo que fue violento, apasionado e intransigente, con exceso, pero que se ha convertido, según las urnas, en un pueblo tibio, timorato, pacífico y cobarde que se satisface con embusteras palabras de paz, concordia y diálogo cuando el terrorismo etarra sigue matando y el terrorismo islámico sigue amenazando. Pero, bueno, ¿cuál de los candidatos ha hablado realmente de eso? Se mire como se mire, es tan triste que prefiero dejarlo. Por ahora....

pero yo me encuentro así no desde las elecciones, sino desde mucho antes... como lo renqueante de este blog de Willy acredita más allá de toda duda. hace tiempo que la desgana me puede, plenamente consciente de la futilidad de los argumentos, y consciente, dolorosamente consciente, de la miseria e ínfima calidad de los españoles entre quienes convivo.

"palabras vacías", clamaba no hace mucho un holandés con casa en denia, o por ahí, ante la vaciedad de las autoridades que una y otra vez les habían prometido protección ante los desmanes urbanísticos que se venían anticipando... y que el pobre holandés veía en ese momento consumarse sin remedio.

sí, palabras vacías, palabras hueras, palabras huecas que llenan la vida española de hoy.

no solo la española, claro, pero esta es la que me duele.

me duele la oportunidad única que en 2004 los españoles arrojamos por la borda (con la impagable e imprescindible ayuda de francia, aún no reconocida como se merece)... oportunidad que no se nos volverá a presentar en muchísimas generaciones, si es que se vuelve a presentar.

lo de 2008 ni me ha dolido ni menos aún sorprendido, que hace mucho sé que el cómplice busca todo tipo de excusas para mantenella y no enmendalla, y que se piensa y vota como se es forofo de un club de fútbol, no más.

los de amazon me piden que les haga una crítica del libro que hace poco les compré, the strange death of marxism: the european left in the new millennium, de paul gottfried. igual me animo.

pd publicado este comentario, me acuerdo de que cuando se mencionan cosas de don csm, juan plaza (espero que te guste el enlace que he puesto bajo tu nombre) suele apostillar, con ánimo no poco faltón, "menos mal que hay un semprún bueno", refiriéndose, claro está, al hermano de don carlos, don jorge, también afrancesado, como su hermano y mi bisabuelo. frente a la provocación de don juan, lo cierto es que yo suelo disfrutar a menudo, y no poco, con las cartas parisinas de don carlos. a don jorge lo disfruté menos... juan plaza presume de haber sido rojo, y de seguir siéndolo, como corresponde a quien trabaja en chiringuito familiar de ricos. yo, hombre carente de fe, y sin ataduras ni con pobres ni con ricos, solo confío en los animales inhumanos y, como mal menor, en el capitalismo. socialismo, no gracias! ... ufff que peste! puede que algún día, aun lejano, pero en manera alguna hoy. no, socialismo hoy, no, ni siquiera en su pose neomarxista, socialismo versión 1.3.03, también conocido como la religión política Neoizquierdosa, conglomerado de mariconerías, pretenciosas igualdades y multiculturalismos. pá su abuela! el cristianismo al menos ofrece fe, esperanza y caridad, y reconoce los peligros que presentan el mundo, el demonio y la carne.
Post a Comment