Friday, November 11, 2005

ya llega el pavo

a rose is a rose, is a rose, is a rose... pero si lo primero es el verbo, el verbo casi siempre es confusivo.
veamos, además de ver en la foto a javier vidal, el similonce, y a larri apoyada en su marido, jaime, el fundador del pavo, que ya no está, qué pena, penita, pena, como te echo de menos, el día en que enrique villamil casó a susan y francisco, quien te ha oído francisco, hace ya tiempo en casa de teresa, y bueno, veamos lo que además ibamos a ver, aunque no, mejor otra anotación, o dos, antes de ver lo que íbamos a ver.
así que cada uno tiene sus teorías, sobre casi todo, unas más originales que otras. así, susan defiende la teoría del nescafé - preguntadle - y está convencida de que los pecados más graves son los de omisión, como jaime me convenció de que
una casa solo es una casa si tiene sótano o desván, donde se acumulan los sofás antiguos y las fotos de los niños, que recuperan cuando les toca poner casa propia, y donde de vez en cuando se pierden los nietos, entre misterios, aventuras y piratas, mientras los mayores hacen la sobremesa, intentando ligar a la cuñada.
también creía en dar gusto a su amiga americana y en el valor de los ritos y las tradiciones, ritos y tradiciones, propios, claro, y como atestiguan las más prestigiosas firmas gastronómicas de la época nos regaló, hace ya muchos años, con esta tradición del pavo al que nos invitan larri y susan todos los años, y que este año ya llega, como decía arriba, pues llega el próximo sábado, el 12, cuando los amigos nos vendrán a ver, y daremos gracias.
pero viendo, ahora sí, lo que íbamos a ver, vemos que si bien es cierto que ya llega el pavo, pues apenas quedan horas hasta el sábado paval, también es cierto que el pavo ya ha llegado, y con propiedad me ha permitido afirmar, al verlo llegar, ya llega el pavo, pues acabo de ver como sue, travestida de forzudo de feria, y acompañada por su socia ivonchi, llega con un pájaro de casi 12 kilos, 11,700 kg para hacerle el honor preciso que bien se merece, que su cómplice jesús, oh, la, lá, jesús, de lo de sánchez-romero en carlos maurrás, le ha dado.
bueno, amigo jaime, el pavo te saluda. los paveros también. te queremos.
Post a Comment